Rocío

La educación tradicional no era mi lugar.

Después de terminar el Grado en Educación Infantil y realizar el postgrado en Experto en Atención Temprana en el CSU La Salle estuve trabajando en centros de educación tradicional y me di cuenta de que ese no era mi lugar.

Mi interés por la infancia, su individualidad y diversidad, iba más allá. Por ello comencé a formarme en pedagogías alternativas, entre ellas destaco los Cursos Superiores Universitarios «La Naturaleza como escenario de aprendizaje», y «Educación activa y respetuosa a la infancia» de La Violeta. Además he realizado un trabajo personal que siento muy importante para poder acompañar desde el amor y el respeto.

También he participado en voluntariados en diferentes lugares del mundo que me han ayudado a crecer en todos los sentidos.

He realizado prácticas muy enriquecedoras en Colibrí y en Borboleta, entre otros, y he formado parte como acompañante de proyectos como el Grupo de Juego en la Naturaleza Saltamontes y en Davida, escuela activa (en Almería). Además de un enorme aprendizaje, estas experiencias me han reafirmado en mi camino: éste sí que es mi lugar.

Desde pequeña me ha encantado la naturaleza, y actualmente la disfruto practicando escalada y senderismo, y sintiéndola como lo que es, parte de mi. Es un regalo poder ofrecer a los niños y niñas un espacio como éste, donde sentirse libres respetándola, disfrutándola y cuidándola.

Desde hace muchos años he practicado diferentes disciplinas de movimiento corporal que me han llevado a indagar en el cuerpo, el movimiento, y las emociones. Por ello decidí profundizar en el movimiento en libertad propuesto por Emmi Pikler y especializarme en «Práctica Psicomotriz Educativa» por Aucouturier en CEFOPP.

Gracias a este recorrido puedo decir desde el corazón que creo en el acompañamiento respetuoso a la infancia, y en cuidar su juego libre, cada momento, cada ritmo, con límites firmes desde el amor y el respeto, y en mimar este momento de vida tan preciado. ¡Que esas semillas se conviertan en grandes árboles que florezcan en el camino!

Volver